General

Alquilar un piso en Barcelona puede convertirse en un maratón

¡Ay… Barcelona! Qué ciudad tan bonita, cosmopolita y entretenida para vivir. Barcelona enamora y atrae cada vez a más personas de aquí y de allá. De todas partes. Solo que la oferta de viviendas de alquiler escasea y está empezando a ser un problema para quienes quieren vivir en la Ciudad Condal.
Ha sido noticia en los últimos meses y lo confirman los profesionales API que operan en la ciudad: el stock de casas de alquiler en Barcelona escasea y hay mucha demanda para poca oferta de calidad.
Las viviendas que salen al mercado ‘vuelan’ y hay mucha competencia entre los interesados. Tanto, que el candidato a inquilino/a no puede pensárselo 2 veces si ha visto un piso o una casa que le gusta. Porque si lo hace, probablemente se la quiten de las manos en menos de 48h.
Un contexto que provoca la subida de los precios: el precio medio del alquiler en Barcelona subió un 7% en 2015 situándose en los 755 euros mensuales, según el Instituto Catalán del Suelo (Incasòl), y se prevé que siga haciéndolo a lo largo del 2016 y el 2017.
Como consecuencia, Barcelona ya es la ciudad más cara de España para vivir de alquiler. No obstante, el aumento de los precios depende del tipo de vivienda y de la zona. Los distritos donde más subió el alquiler el año pasado, según estadísticas del Ayuntamiento de Barcelona, son: Eixample (11,18 euros/m2), Les Corts (11,97 euros/m2), Sant Martí (10,64 euros/m2), Sarrià-Sant Gervasi(12,96 euros/m2) y Gràcia (11,82 euros/m2).
En opinión de Joan Ollé, Presidente del colectivo API en Cataluña, debemos dejar de pensar que Barcelona es solo el centro y los barrios adyacentes, tal y como lo entienden en otras grades capitales europeas, como por ejemplo, París.

“Barcelona está de moda desde hace tiempo. La ciudad atrae talento. Es un referente mundial en calidad de vida, cultura, educación, etc. Y esto tiene consecuencias: que no todos pueden vivir en las zonas más céntricas o populares de Barcelona.”

Y añade:

“Debemos empezar a ampliar horizontes y considerar, por ejemplo, que Collbató, que es un municipio encantador al pie de Montserrat, es como hablar de un barrio de la ‘Gran Barcelona’. Seguro que eso no extraña nada a los Parisinos ni a los Londinenses, no sé por qué a nosotros sí.”

Fuente: api.cat

General

Consorcio de la Zona Franca refuerza su alianza con los agentes inmobiliarios para el Barcelona Meeting Point

El Consorcio de la Zona Franca de Barcelona (CZFB) ha apotado por reforzar su alianza con los agentes inmobiliarios de cara al Barcelona Meeting Point (BMP).
Por eso, ha firmado este miércoles un acuerdo para que el colectivo API en Catalunya (Colegios y Asociación de Agentes Inmobiliarios) sea patrocinador líder de la 20 edición del salón BMP, alrededor de la que también tendrá lugar el V Fórum Immoscopia de formación y ‘networking’.


Jordi Conet y Joan Ollé firman el acuerdo de colaboración
Con estas iniciativas, ambas entidades prevén lograr “la mayor concentración de agentes inmobiliarios del año” en el Mediterráneo, han informado en sendos comunicados.
Según el acuerdo, Barcelona Meeting Point se convierte en colaborador del V Fórum Immoscopia –impulsado por los API–, que se celebrará los días 18 y 19 de octubre en el Hotel Catalonia Barcelona Plaza, mientras que el salón inmobiliario, con el patrocinio de API, tendrá lugar del 19 al 23 de octubre en el recinto Montjuïc de Fira de Barcelona.


De esta forma, ambas entidades estrechan su alianza, porque ya hace seis ediciones que existe un acuerdo de patrocinio entre BMP y el colectivo API.

Vivienda asequible


El delegado especial del Estado en el CZFB, Jordi Cornet, ha destacado la nueva etapa de promoción de vivienda asequible que prevé la entidad en los próximos cuatro años:“Esto podemos hacerlo ahora porque hemos vuelto a los beneficios y podemos ejercer una función social”.

El CZFB cuenta con techo para más de 2.000 viviendas programadas urbanísticamente en el área de Barcelona y espera atraer a socios inmobiliarios para desarrollarlas en los dos barrios en los que se concentra: La Marina del Prat Vermell (Distrito de Sants-Montjuïc) y Antiguas Casernas de Sant Andreu (Sant Andreu), además de en la City de Mollet.


En La Marina, el Consorcio cuenta con techo para un total de 1.240 viviendas(499 sociales y 741 libres), y en Sant Andreu con techo para 551 viviendas más (482 libres y 69 sociales) sin contar con las 68 viviendas para realojos que existen en ambos barrios y que serán las primeras en desarrollarse en Sant Andreu (en La Marina ya se han construido).
General

Barcelona plantea una tasa de 633 euros para dueños de pisos vacíos

El Gobierno municipal de Barcelona llevará a la Comisión de Economía la aprobación provisional de una nueva tasa de 633 euros para dueños de pisos vacíos más de dos años, con el fin de costear la inspección y tramitación de expedientes y sanciones.
El primer teniente de alcalde, Gerardo Pisarello, ha declarado que el objetivo es disuadir a los propietarios de tener pisos vacíos injustificadamente, y los 633 euros se impondrán por cada expediente que se abra al detectar pisos vacíos, dentro de la estrategia de su gobierno “para garantizar el derecho a la vivienda“.
Una vez aplicada esta tasa, se cobrarán 286 euros más por cada requerimiento que se abra a causa del incumplimiento de un requerimiento anterior.
“Es un trámite administrativo que antes pagábamos todos los vecinos. Ahora lo pagará la persona física o jurídica a la que se abra el expediente”, según Pisarello, que ha defendido que es una medida imaginativa impulsada por el Ayuntamiento, aunque querría ir más allá pero no tiene más competencias.
Barcelona – Diagonal Mar.

Ha criticado que el Tribunal Constitucional (TC) anulara artículos de la ley catalana de emergencia habitacional y pobreza energética, y ha dicho que el Ayuntamiento no se puede “quedar de brazos cruzados”, por lo que impulsan medidas como esta tasa, que tiene total cobertura jurídica, afirma.

El gerente de Presidencia y Economía, Jordi Ayala, ha explicado que el procedimiento puede acabar en sanción o no, pero que la tasa se cobrará en cualquier caso -excepto si el expediente se abre cuando no correspondería-, y Pisarello ha insistido en que pretenden lanzar un claro mensaje a los barceloneses de que trabajan por el derecho a la vivienda.

Ocupación de vía pública

En la modificación de las ordenanzas fiscales, el Gobierno municipal también propone rebajar del 90% al 40% por un acuerdo con el sector de mudanzas la tasa de autorizaciones de solicitudes de ocupación de la vía pública para rodajes de películas, vídeos, televisión, realización de maquetas, sesiones fotográficas, mudanzas, andamios y grúas.
También incorpora una bonificación de la tasa de elaboración de informes para la homologación de planes de auto-protección de entidades y asociaciones sin ánimo de lucro que desarrollan actividades de interés social y de la ciudadanía para garantizar la seguridad en sus actividades.
Fuente: Fotocasa
General

Retos a los que se enfrenta el mercado inmobiliario

El estallido de la burbuja inmobiliaria marcó un antes y un después en el sector. Todo está cambiando progresivamente y se avecinan nuevos retos para el mercado inmobiliario de los que hay que estar pendientes, si no queremos quedarnos atrás.
Joan Ollé, Presidente del colectivo API en Cataluña, afirma que el sector inmobiliario ha iniciado un nuevo ciclo, un nuevo modelo, y que debemos empezar a olvidarnos de aquello que hemos vivido hasta ahora. ¿Se refiere al arte de desaprender para rehacer? 

Nuevas formas de acceso a la vivienda y nuevas regulaciones

Cada vez más, aparecen nuevas formas de acceso a la vivienda. Desde la propiedad compartida, que es la compra parcial de una vivienda con derecho a uso, hasta las cooperativas. Y eso implica la creación de nuevas regulaciones sectoriales. Según Ollé estos cambios preocupan al colectivo:

“Nos preocupa que algunas medidas que afecten a la propiedad privada y a las relaciones arrendaticias sean aparentemente atractivas, pero insensatas y que provoquen el efecto contrario, lo que acabaría derivando en un sector en ruinas. Un sector inmobiliario bien regulado es un factor de suma importancia para mejorar la economía.”

La evolución del contexto económico

Si la gente no tiene un empleo digno ni capacidad de ahorrar, no podrán comprar viviendas ni acceder a determinados alquileres. Por eso, es imprescindible seguir recuperando la confianza de los ciudadanos e incrementar su capacidad económica. En este sentido, Ollé tiene claro por donde pasa parte de la solución:

“Sería conveniente recuperar e incluso incrementar los beneficios fiscales para aquellas personas que compren y alquilen viviendas. Es una forma de dar ayudas y aumentar la capacidad de compra de los ciudadanos, que puede regularse de forma justa en función del perfil de los adquirientes.”

Adaptación del colectivo API a los cambios que vienen

A buen entendedor, pocas palabras bastan:

“Se está recuperando lentamente la demanda real y nos toca conocer las ilusiones y necesidades de los clientes, por zonas y características. El objetivo es afinar nuestra oferta al máximo y no errar en nuestras decisiones. En ese sentido, los API tienen mucho que aportar, sobre todo cuando vayan consolidando sus redes de cooperación y colaboración. Debemos recuperar una regulación de la actividad de Agente Inmobiliario, al estilo de la Catalana, para que los consumidores estén más protegidos cuando usan esos servicios.”

La eficiencia energética

Dado que los edificios representan el 40% de consumo de energía y el 30% de las emisiones de gases de efecto invernadero, es evidente que es un reto y una oportunidad para el sector. Además, un camino sin retorno, porque cada vez es más necesaria la rehabilitación de los viejos edificios de viviendas. En opinión de Joan Ollé:

“Debemos divulgar y prescribir los beneficios de la sostenibilidad y la eficiencia energética. Se debe concienciar la demanda y apostar claramente por la rehabilitación. También es necesario poner en conocimiento de todos los actores del sector el valor de este tipo de prestaciones en los  productos inmobiliarios.”

Font: Api.cat